Chiclayo

Segunda recomendación del viaje, tienes que entender que TODO es parte del paseo.

A las 2:30 de la mañana estábamos sellando nuestro pasaporte en el punto fronterizo de Huancayo y habíamos empezado una nueva etapa de nuestro viaje en Perú. Yo ya conocía Lima, pero ahora quería conocer el norte del país y las ruinas arqueológicas de los Mochica y los Chimú.

En nuestro recorrido pasamos por Piura y Máncora, ciudades costeras que nos habían recomendado pero que por la temporada de surf estaban muy caras. Así que seguimos derecho hasta Chiclayo. Alrededor de las 10:00 de la mañana estábamos llegando al terminal de la ciudad y después de abastecernos de Nuevos Soles, salimos al centro de la ciudad para buscar Hostal.

Chiclayo es una ciudad intermedia en el norte del Perú. Nos la habían recomendado mucho por algunos lugares arqueológicos, pero jamás nos hablaron de la ciudad.  Qué les puedo decir de Chiclayo, digamos que para los turistas sólo sirve como punto intermedio entre las ruinas. No quiero hablar mucho de la ciudad, tal vez mi experiencia fue un poco desafortunada solamente.

Llegamos a un hostal en el centro donde, después de armar un caos vehicular al tratar de encontrar cambio para el taxi, entramos a un lugar casi desierto en el que nos atendió una mujer que se notaba no le gustaba mucho su trabajo. Después de organizar nuestro equipaje, salimos a conocer las ruinas de “El Señor de Sipán”.

La señora del hostal nos ofreció un plan turístico, pero nosotros decidimos hacerlo como lo harían los locales. Así que caminamos unas cuadras hasta el terminal intermunicipal por las concurridas calles de Chiclayo. Digamos que salvo el indigente que me persiguió unas cuadras por “gringo”, todo transcurrió sin novedades.   Finalmente llegamos al terminal y tomamos un coche (buseta en colombiano) y salimos con rumbo al pueblo de Sipán, un recorrido de unos 45 minutos aproximadamente. Durante el viaje un pasajero hizo detener el coche para vomitar, debí haber intuido lo que venía en el siguiente viaje.

Ya hablando del parque arqueológico, debo decir que los peruanos si saben como hacer museos. El señor de Sipan era la tumba de un gobernante Mochica muy importante, que tenía labores administrativas y religiosas. Junto a él se encontraron también otras tumbas con otros miembros de la alta jerarquía Mochica y lo que más me llamó la atención fue el trabajo arquitectónico de las tumbas y el trabajo artesanal de los metales.

Después de haber visto el parque, volvimos a la ciudad de Chiclayo. Tomamos un coche en el que difícilmente se podían meter los pies, porque las sillas casi que daban una contra la otra. Debo admitir que la cosa no estaba pintando muy bien y no sé si  Ecuador me tenía mal acostumbrado, pero la verdad no la estaba pasando nada bien.

Al día siguiente, nos levantamos temprano y salimos a tomar otro coche pero ahora con rumbo al Museo Nacional en Lambayeque. El paseo de ida estuvo muy bien, nos bajamos en el museo y vimos una muy buena exposición de los Mochica y la tumba original del Señor de Sipán, junto con sus restos y la explicación completa de la cultura, hasta con video incluido.

No sé si por ley de Morfi, maldición indígena pero después de haber esperado una media hora a que pasara un coche medio desocupado, nos embutimos en uno y no tomé la precaución de mirar a quién tenía a mi lado. El caso fue que después de unos 20 minutos de recorrido un niño que acababa de almorzar arroz y pollo empezó a emitir sonidos y terminó con un chorro de vómito que fue a parar todo a mi pierna.

Después de una que otra risa de los presentes y de la cara de asco de mi novia, entendí por fin que todo era parte del paseo. Mi lección fue entonces que no debía volver a hablar mal de ninguno de los lugares que visitara y que debía fijarme muy bien de no hacerme al lado de ningún niño durante los tortuosos recorridos en coche.

Ya estamos otra vez en la ruta ahora con destino a Trujillo, que por lo que he leído es una ciudad colonial muy bonita en la que nos espera un muy buen ceviche, una muy buena vista y muchos más sitios arqueológicos que visitar.

Pd: A mi hermano. Le deseo un feliz cumpleaños!!

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Clara dice:

    Me encantaria ver imagines de algunos de los lugares que citas…

    1. En facebook están todas las fotos, para que veas todo lo que voy contando. Un abrazo!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s